miércoles, 23 de julio de 2014

Flores mini, belleza en miniatura.

Hay flores cuyo valor no se basa en lo grandioso de su aspecto, si no precisamente en la delicadeza del mismo, aportan cierto aspecto antiguo, romántico y natural a los jardines donde se utilizan. Y pueden convivir con otras especies más fáciles de reconocer o más populares si queréis. Muchas veces nos fijamos en imágenes de jardines que tienen este aspecto casual pero a la hora de aplicar en nuestro clima nos surgen dudas por no saber qué flores debemos utilizar. Así que tomad nota de estas sugerencias.

Achillea Millefollium
Achillea millefollium .
Son plantas son de pie y robusto y con unas diminutas flores agrupadas en cabezas planas,  la floración comienza para nosotros en el comienzo del verano y persiste en septiembre. Estas plantas se utilizan para contar con masas de flores que queramos tener gran parte del verano ya que florecen de junio a septiembre. Prosperan a pleno sol y suelo bien drenado, y son tolerantes a la sequía. Su color va cambiando del crema al rosado-salmón por lo que la masa floral que ofrecen es variada según se va pasando la flor.

Lantana

Lantanas.
Su nombre científico es Lantana Camara. Y el nombre más popular por el que se la conoce es el de banderita española, porque  auna en su floración los colores de nuestra bandera aunque proviene de la América tropical, como tantas otras especies que disfrutamos ya en el continente. Empieza por el color amarillo para pasar al naranja y acabar en rojo.
Como la mayoría de las plantas de flor que no sean de tierra ácida, donde mejor está es a pleno sol, aunque la semisombra la soporta.
Y aunque se porta muy bien con escasez de riego y se adapta muy bien a diferentes terrenos (aunque le gusta que esté bien abonado), no lo hace igual de bien con el frío, así que deberás protegerla en invierno. Y será recomendable que las cortes a la mitad en esa época.
Forma un pequeño arbusto perenne de tamaño pequeño que va de medio metro al metro y medio. Y su crecimiento es relativamente rápido, no vais a gastar demasiada paciencia con esta planta.


Verbena

Verbenas.

Su nombre científico es el de Verbena Hybrida. Se trata de una planta perenne que en las zonas de clima frío en invierno se usan como anuales. Cada 3 ó 4 años deberán reponerse por envejecimiento, aunque son plantas económicas de adquirir.

Puedes encontrarlas en una amplia gama de colores a cada cual más llamativo (azul añil, malva, rosa, fucsia, rojo, blanco…) y podrás elegir entre las de porte erguido donde tendrán unos 30-50 cm de altura más o menos, o bien decidirte por las de porte rastreroque solo alcanzan unos 20-25 cm y que sirven perfectamente como cubresuelos si las plantas agrupadas en una densidad de 4 unidades aproximadamente por metro cuadrado. Y además conseguirás ver cubierta esa superficie en pocas semanas. Y si prefieres utilizarlas en jardineras colgantes, no te prives, el efecto es siempre muy vistoso.

Su mantenimiento es fácil, riégalas una vez por semana una vez que veas que se han adaptado al sitio donde las hayas plantado y ponlas a pleno sol, aunque en semisombra también aguantan. El exceso de riego puede favorecer el pudrimiento de sus raíces. En invierno protégelas un poco pues no aguantan por debajo de los -7ºC


Nemesia

Nemesia.
Su nombre botánico es Nemesia Fructicans. Y proviene de un lugar que ni os imagináis seguramente: de los pastizales de África del Sur. ¿os imagináisun campo lleno de ellas? ¡Debe ser espectacular!

Y viniendo de donde viene, os podéis imaginar lo que le gusta: plantación a pleno sol y no le gusta el frío, aunque si llegase una helada que matase la parte superior, vuestra planta volverá a crecer en primavera, así que nada de darla por perdida. Quien haya cultivado Mentha sabe perfectamente de los que hablamos. Y lo que sí le gusta es un suelo rico y bien drenado y regado con regularidad, a esta planta sí que le gusta la humedad.

Tened en cuenta que llegan a alcanzar unos 20-50cm de altura, por lo que en los parterres o macizos de flores no han de estar en primera fila. Su floración se inicia en primavera y una de sus características más positivas es que también puedes utilizarla en interiores.


martes, 22 de julio de 2014

Girasoles: Flores de verano.











Si hay una flor puramente de verano, esa es la del girasol. Y si preferís llamarle por su nombre botánico: el Helianthus, en realidad se origina en el Norte y Sur de América. Junto con los frijoles, el maíz y las calabazas, el girasol fue una de las más importantes fuentes de alimento para aquellos nativos americanos cuando llegaron los primeros españoles a aquellas tierras. Su  nombre botánico tiene un sencillo significado, es una combinación del griego Helios (sol) y Anthos (flor) y en los días soleados la cabeza del girasol va girando de manera que le dé de frente y al caer la noche se vuelve hacia el este. Esto se llama heliotropismo.  

Colores de girasol y formas.
Aunque  el girasol amarillo es el más conocido, también hay ejemplos en naranja, marrón, crema y rojo oscuro, o en dos colores. También hay un número de formas disponibles y en diferentes tamaños que puedes conseguir si los solicitas en cualquiera de nuestras floristerías: de gran floración con ejemplares de 15-30cm, de pequeña floración de 5-15cm, de una única flor o de doble floración.

Consejos para su mantenimiento como flor cortada. 
Corta el extremo de los tallos en diagonal y ya sabes, mejor con un cutter que con tijera.Elimina cualquier exceso de hojas. Ocurre lo mismo que con los Crisantemos, en acontacto con el agua se descomponen muy rápido y ensucian todo. Agrega una pequeña cantidad de alimento para flores cortadas si no vas a tener tiempo de cambiar el agua a menudo. Pero ten en cuenta que las flores con tallos gruesos y tiernos como los Girasoles o Gerberas son de flores muy sedientas que necesitarán tener agua limpia y suficiente.

Ideas de combinación con los girasoles.
Dan más juego del que parece y no siempre pensando en composiciones rústicas. Prueba a mezclarlos con calas, gladiolos, dalias y celosia. Otras flores que están muy bien para combinar con los girasoles son gladiolos, alstroemerias, celosias y asclepias.






Documentación y fotografías: Oficina holandesa de la flor.



¡Aloha!¿ o Hibisco con pastas?


Que es una planta de flor de tipo exótico no hay duda, que la asociamos al verano porque en todos los sitios de costa nos la encontramos, es un hecho, que la flor solo vive 48h es algo conocido... pero lo que no todo el mundo conoce es el significado de la simbología que lleva esta preciosa planta detrás de sí y seguramente menos sus propiedades como planta medicinal.

Así que permitidnos contaros algunas curiosidades de los Hibiscos.

Simbología del Hibisco. 
En los EE.UU. y China, la flor de hibisco sugiere la novia perfecta, o la pureza de una virgen. 
hibisco .
En Tahití y Hawaii, la flor de hibisco se coloca detrás de la oreja izquierda en las mujeres que están casadas o comprometidas en una relación. Y es más conocida la utilización de las flores del hibisco como un componente importante de la guirnalda del Pacífico tradicional  que se ofrece a modo de saludo a los visitantes. Los japoneses también ofrecen el hibisco, como parte de su bienvenida a distinguidos invitados. 

¿Qué tal una ración de Hibiscus? 
Hibisco pétalos de flores tienen una variedad de usos medicinales. El té hecho mediante la infusión de flores de hibisco es reclamado por los herbolarios para causas tan variadas como: 
  • Aliviar la menstruación dolorosa o excesiva.
  • Reducir las enfermedades febriles .
  • Promover el crecimiento del cabello.                                                                       
  • La salud del corazón pues reduce el colesterol y mejora la presión arterial.

En cuanto a sus cuidados solo has de tener en cuenta que variedad de Hibisco vas a llevarte para tener la precaución de protegerlo en época de heladas en caso de vivir en zona de clima continental. La variedad Paramaribo será de las que tengas que resguardar del frío pero la variedad Syriacus será más resistente.
En cualquier caso en su época de floración te agradecerá que lo riegues más de lo habitual y por supuesto agradece las exposiciones soleadas.

Si eres de los que decide tener esta planta hay otra característica que has de saber... ¡no podrás resistirte a hacerte una foto con una de sus flores en el pelo! ¡Y estaremos encantados de ver la prueba publicada en nuestra página de Facebook!

















Documentación: The joy of  plants y La Guía del jardín de Los Peñotes.
Fotografías de Los Peñotes.

miércoles, 16 de julio de 2014

Huerteando: contigo pan y cebolla.


Una de las plantas de cultivo más fácil en un huerto urbano son las cebollas y por si ni fuera suficiente esta razón, además de ser un ingrediente imprescindible en nuestra dieta mediterránea, es una planta que como cualquier bulbo tiene también un valor decorativo además del gastronómico pues su parte aérea de hojas verdes y la forma esférica de sus flores son realmente bonitas y pueden utilizarse incluso en algunas recetas de cocina.

Cebolla blanca
Pero hoy vamos a centrarnos en la variedad de cebollas que además podemos encontrarnos en Los Peñotes y que podemos plantar prácticamente todo el año, porque quizás el mes de julio, el más caluroso, es el único que no es indicado para su plantación.

Cebolla blanca: presenta un bulbo de cierto tono ocre y un interior blanco. Su tamaño es ligeramente inferior a la cebolla más común de piel rosada que encontramos más habitualmente en los comercios. Su recolección se produce a finales de primavera y ofrece muy buenas calidades para su conservación en seco y ofrece un sabor muy suave. Es perfecta para los niños pues es de las que no "pican".
Chalotas
Cebolla roja: también es de las de sabor suave y dulce. Su aspecto morado por fuera ofrece una carne blanca por dentro. Suelen ser de tamaño grande y se recolectan a final del verano. También se preserva bien en seco.

Chalotas: Su bulbo es de color cobrizo. Su sabor es dulce aunque algo picante y son perfectas para glasear y utilizar de guarnición. Su recolección es a los 90 /120 días desde su siembra que en principio es aconsejable realizar en otoño.

Cebolleta de ensalada: su bulbo no es tan importante, recuerda casi al puerro y se consume también ese falso tallo. De sabor suave es perfecta para ensaladas y de nuevo una opción para que los más pequeños de la casa prueben esta hortaliza en crudo o para quienes la digieren peor.
Cebolleta de ensalada


Cebolla verdeo: Se parece mucho a la cebolleta, pero el bulbo es de mayor tamaño, presenta una cabeza más redondita y se consume tanto el bulbo como gran parte del tallo.





Cebolleta Dulce fuentes: la distinguimos por cierto color amarillento en las primeras capas, pero es blanca de interior y quizás la de sabor más dulce entre las grandes. Se cosecha de julio a septiembre dependiendo de la zona.

Ya solo nos queda desearos buena cosecha e invitaros a que compartáis vuestras ideas tanto en comentarios en este blog, como en nuestra página de Facebook. Y recordaros que siempre procuramos traer las mejores calidades para intentar asegurar el que disfrutéis con la afición de la huerta y tengáis los mejores resultados.









Agradecimientos de información a nuestro productor "El huerto del abuelo"

martes, 8 de julio de 2014

¿Las Hortensias son solo para el verano?

De lo que no hay duda es de que las Hortensias traen la belleza y el frescor de la primavera a nuestras casas con sus flores de formas extravagantes y colores llamativos y podemos disfrutarlas en verano, aunque también es posible hacerlo como planta de interior y desde el mes de marzo aproximadamente ya se comercializa.

Pero vamos a conocer un poco mejor a esta planta de flor tan utilizada en nuestras terrazas y jardines y de la que no sabréis muchas cosas seguramente... Las flores de las hortensias pueden ser en rojo, morado, rosa, blanco, azul y verde. Hay muchos tipos diferentes de Hortensias, algunas tienen forma de bola, y otras tienen flores “cofia de encaje”, incluso algunas en dos tonos. Pueden ser cultivadas en cualquiera interior o exterior a media sombra o sombra.


Desde Asia y América del Sur
La Hydrangea es originaria de Asia y América del Sur. En el siglo XVIII el Inglés botánico Sir Joseph Banks llevó la Hydrangea a Europa por primera vez. La planta la regaló a los jardines de Kew en Londres y rápidamente se hizo popular.

Bebedora de agua
La Hydrangea prefiere una posición fresca, con bastante luz en primavera si está dentro, agregarle una pequeña dosis diaria de agua blanda. La planta va a recompensarles su cuidado con abundantes flores. Cuando su Hydrangea ha terminado la floración, darle una segunda vida a partir de abril/mayo, en el jardín o en el balcón. No coloque la hortensia en una posición a la sombra completa y darle mucha agua durante las primeras semanas.


Es bueno saber:
• Alrededor de Pascua se incrementa la demanda de Hydrangeas en color blanco en la tradición católica.
• Las Hortensias colocadas en el jardín pueden cambiar de color dependiendo de la acidez del suelo. Las plantas en suelos ácidos se convertirán en azul el año siguiente y en el suelo con un pH más bajo, las Hortensias se vuelven de color rosa. Existen productos adecuados para azularlas.
• Hydrangea significa " depósito de agua "
• En Japón la gente bebe té de Hydrangea durante la celebración del cumpleaños de Buda (8 de abril)
• Puedes hacer un hermoso ramo de flores secas con hortensias, si las secas una vez cortadas, boca a bajo en un lugar seco y oscuro.
• Si las hojas se vuelven amarillas, es necesario agregarle quelato de hierro.
• La planta de Hortensia es un símbolo de la gratitud, belleza y abundancia.
• La isla de Faial (Azores) también se llama la "isla azul ", porque la cantidad de hortensias azules que crecen allí.
• Estas plantas están mejor en temperaturas entre 13 ° C y 18 ° C.


Y sobretodo no hagas caso a las supersticiones acerca de que te regalen o tengas hortensias en casa... ¡seguramente las inventó algún envidioso al ver la belleza de las flores de su vecino! No te prives de disfrutarlas.

DIY floral: como hacer un ramillete natural.

Hay cosas muy sencillas de hacer con flores naturales sin necesidad de tener conocimientos de técnica florista. Y es tan fácil que puedes sorprender a tus invitados en una cena por ejemplo poniendo a cada comensal un detalle floral en su servilleta o por ejemplo utilizarlo como remate al envoltorio de un regalo... o por qué no... para acompañar una cena romántica para dos... Las flores siempre sacan una sonrisa a quien las recibe, así que ¡manos a la obra!

Qué necesitas:
. Ovillo de cordón semirígido de papel. En este caso lo hemos elegido todo en color rosa.
. Tijeras para cortar el cordón.
. Cuchillo de hoja lisa para cortar los tallos de las flores.
. Un alfiler de cabeza de perla.
. Una vara de flor ramificada (así tendrás varias flores en un solo tallo) o bien 3 ó 5 flores en los tonos elegidos para combinar. En este caso hemos elegido como flor el Lisianthus que te ofrece tres flores en una vara.
. Una hoja plana que servirá de lazo. La nuestra es de un Ananás, pero también sirven las de los Cordylines. Ha de ser blandita y manejable.

¿Cómo lo hacemos?
El procedimiento es muy sencillo. Primero has de cortar las flores a la altura que quieras que tenga el ramillete y hazlo con el cuchillo, no con las tijeras. Si luego lo quieren poner en agua, de esa manera el corte es más limpio y tomarán mejor el agua.
Una vez tengas el largo deseado, une tres varas de flor y solo has de enrollar el cordón de papel de manera que quede bien apretadito. Para que no se te mueva, pon el extremo del cordón en paralelo a los tallos primero y de abajo a arriba y empieza a enrollar desde arriba de manera que vayas bajando hasta volver a encontrarte el extremo del cordón que has puesto en los tallos y que se ha ido quedando dentro de la espiral de cordón. Cortas y usas esos dos extremos para atar el cordón rosa.



A continuación, con la hoja verde, la añades alrededor de este ramillete forrado como si fueses a colocar una corbata, y sujetas el nudo que sale con el alfiler de cabeza de perla.


¡Y ya lo tienes! Como ves es súper fácil y económico. Y puedes aplicarlo aun montón de cosas: para adornar las sillas en una fiesta en el jardín o en casa, para los comensales como hemos dicho anteriormente, para colocar en pequeños tarros o jarrones de cristal y adornar un camino, para hacer un lineal a modo de camino de mesa, un detalle para los profesores de tus hijos ahora que termina el curso o cuando comience...


¡Esperamos que os haya gustado!










Fotos por cortesía de la Oficina holandesa de la flor.