Dracaena o Árbol del Dragón.


Si os fijáis detenidamente en su aspecto, estaréis de acuerdo en que la Dracaena es una planta de aspecto divertido y alegre. Nos parece una planta muy especial, también conocida como el “árbol del dragón” por sus hojas de aspecto flameante que podrían recordar a las llamas que desprendería un dragón.

Imágenes de la Oficina Holandesa de la flor
El nombre botánico Dracaena proviene del griego “Drakaina”, que significa dragón hembra. Este nombre le ha sido otorgado por la resina de color rojo brillante que emana, denominada también sangre de dragones, y que ciertas variedades producen.

Pero no os asustéis, que no es tan fiera como nos la pintan  pues la Dracaena se conforma con pocos cuidados. Será feliz con solo ubicarla en un lugar con luz natural, y con un aporte de agua regular, pero no excesivo, pues no debe permanecer con las raíces húmedas. También es muy recomendable pulverizarla de vez en cuando un poco de agua. Aunque cuando estamos hablando de la Dracaena, como una compañera de piso o para una oficina, es importante remarcar que no debe situarse en una zona de la casa demasiado oscura, pues la intensidad de los nuevos colores y diseños en sus hojas dependen de la cantidad correcta de luz solar que reciben. Con una dosis de luz apropiada, es cuando esta planta luce hermosas y brillantes hojas de color.

En Los Peñotes puedes encontrarlas en sus diferentes variedades de color: verde con amarillo, verde con rojo, rosa…

Has de tener en cuenta que la Dracaena es una planta que puede alcanzar grandes dimensiones, y que tiene una personalidad muy fuerte. No pasará desapercibida, y te transmitirá esa energía y fuerza de la que goza, y si acentúas ese carácter con un macetero apropiado, conseguirás que se adapte al estilo de tu casa.

No dudes en preguntar al personal de Los Peñotes acerca del macetero más apropiado al estilo de tu casa u oficina.

Y si quieres ver más plantas además de las que comentamos en este blog, visita nuestra web pinchando este enlace: http://lospenotes.com/contenido.php?id=151&ref=150




Comentarios